la alternativa existe cuando los padres organizan Families on the Road

Cuando llega el momento de convertirse en padres, surgen muchas preguntas, especialmente antes de que ni siquiera supiéramos que existían: ¿nacimiento natural? ¿Amamantamiento? ¿Dormir juntos? y así sin descanso. Al principio, pensamos que la paternidad comprometida (la de hacer preguntas) lleva un tiempo limitado, pero el bebé crece y otras preguntas parecen más complicadas, si es posible.

Colegio Andolina

Decidirlo col adónde quieres enviar a tu hijo es bastante complicado. En él, éramos un grupo de padres y madres de Gijón, cuando al evaluar todas las opciones, nos dimos cuenta de que ninguna nos convencía del todo y alguien dijo por qué no col ¿nosotros? Y entonces el Colegio Andolina.

Los objetivos planteados eran tan claros como difíciles: constituir una cooperativa familiar que gestionara un jardín de infancia y una escuela primaria, obtener la aprobación del Ministerio de Educación, encontrar un equipo educativo que se ajustara a la línea pedagógica que queríamos y ubicar un edificio que se ajustara necesidades. No hay nada.

Después de dos años de esfuerzo e ilusión a partes iguales, Andolina abrió sus puertas en septiembre de 2011. Los objetivos se habían logrado y el sueño hecho realidad sonaba más fuerte que nunca.

Colegio Andolina Gijón

¿Qué es la Escuela Andolina?

Sobre todo, un lugar tranquilo y seguro donde el respeto por los demás y por uno mismo es la base del funcionamiento diario. Donde exista total confianza en la capacidad de aprendizaje de los niños y niñas, respetando en todo momento su proceso de maduración y sus ritmos de aprendizaje, sin exigencias ni expectativas. Donde se cubren las necesidades tanto físicas como emocionales y se proporciona espacio para la expresión de las emociones. Donde los maestros son consejeros, personas de referencia importantes, que asisten y facilitan, pero que no intervienen a menos que se les solicite o para garantizar la seguridad.

En Andolina trabajamos a través de propuestas, nadie está obligado a hacer nada que no le interese. Los ambientes se crean y cuidan con la mayor diversidad posible de materiales que promueven la experimentación, siempre en un clima de protección y confianza. Este ensayo experimental que surge de la motivación y la preocupación es lo que guía el proceso de aprendizaje. Hay una necesidad imprescindible de conocer, de descubrir, de crear … y hay total libertad para que todos exploren según su propia curiosidad. Por ejemplo:

«Quiero aprender a leer para entender los cómics de mi hermano»

«Ahora tengo que dividirlo para hacer los tablones de la cabaña»

«Hoy solo quiero profundizar en la caja de arena para ver si encuentro un tesoro»

Entendemos que el juego es el motor del proceso de desarrollo del niño y su principal actividad. A través del juego adquiere independencia, desarrolla relaciones con su entorno natural y social, fomenta un espíritu de cooperación, amistad, tolerancia, construye nuevos conocimientos de lo que ya tiene, es decir, se desarrolla como persona.

Andolina se divide en diferentes áreas preparadas para las necesidades de aprendizaje. Hay un aula de juego simbólico, otra de juego tranquilo, aulas con equipamiento adecuado para escuelas primarias, una sala de arcoíris, un gimnasio y un gran jardín exterior con árboles centenarios que les permite entrar en pleno contacto con la naturaleza. Desde el punto de vista pedagógico, la escuela también está dividida en rincones donde se desarrollan los diferentes talleres, por ejemplo está el rincón de arte, el rincón de lectura, el rincón de música o el rincón de teatro y vestuario. La carpintería y la cocina son también dos lugares equipados y adaptados para las actividades propuestas.

La educación gratuita no significa educación sin reglas. En Andolina se establecen unos límites claros que son fundamentales para un ambiente relajado y seguro. Los hay generales, como ataques no físicos o verbales y otros aptos para cualquier espacio. En el aula silenciosa no se puede correr y gritar, pero si alguien lo necesita, puede ir a la habitación preparada para ello. También se fomenta la resolución autónoma de los conflictos a medida que aparecen o entregándolos a la asamblea, herramienta fundamental en la que se toman y se fundamentan decisiones importantes que afectan a todos.

Colegio Andolina
A grandes rasgos, estos son los principios metodológicos de la escuela que surgen del estudio y análisis de diferentes modelos. Dentro de la amplia variedad de enfoques educativos que existen, estos son algunos que sirven como base:

Piaget, con sus períodos de desarrollo cognitivo; Rebeca y Mauricio Wild y su experiencia con los Pestalozzi; Freinet y la prueba experimental; Maria Montessori con sus espacios y materiales estructurados o Pedagogía Sistémica para saber dar lo mejor de ti mismo.

La fórmula de la cooperativa como apoyo y gestión de la escuela forma un puente para promover la interacción entre la escuela y las familias. La escuela es de todos, y el éxito o el fracaso depende en gran medida del nivel de compromiso y dedicación que mantenga cada familia.

Desde el principio, se han hecho esfuerzos para mantener las cuotas mensuales lo más bajas posible, para que el acceso a la cooperativa no dependa de la fortaleza económica. Sin embargo, hemos realizado un estudio de viabilidad para llegar a un modelo sólido con un futuro financiero viable y sin déficits. Esto es posible gracias a que la autogestión de la escuela también significa que las familias son responsables de tareas que de otra manera tendrían que ser contratadas fuera. Los padres se dividen en comités de trabajo y están a cargo de crear materiales educativos para llevar un registro de los libros. Creemos que un modelo es adecuado para mostrar a nuestros hijos lo importante que es la cooperación en la actualidad.

Andolina es también un espacio abierto para la formación. En la escuela se organizan conferencias sobre educación y paternidad para todas las partes interesadas, incluso si no son parte de la cooperativa. Hasta ahora, ha sido bastante difícil encontrar formaciones de estas características en nuestra región y así lo evidencia el hecho de que en los últimos dos años, quinientas personas hayan asistido a las distintas conferencias y talleres desarrollados en la escuela. Sin duda ha sido un lujo contar con los ponentes que nos han visitado y nos sentimos muy afortunados de poder reflexionar y compartir tantos temas que nos interesan.

La idea de una escuela abierta también se lleva a cabo con días de intercambio o con campamentos de vacaciones, accesibles a todos los niños y niñas que quieran disfrutar de la escuela. Este verano se preparan cuatro campamentos diferentes llenos de fascinantes propuestas que cautivarán a todos.

Como ves, pertenecer al colegio Andolina es lo que nos comprometemos por nuestros hijos y por nosotros mismos. Nos seguimos haciendo preguntas todos los días, pero juntos hemos aprendido que podemos responderlas mejor. Es la ruta que hemos elegido y que queremos seguir cada vez más.

Texto y fotos: Colegio Andolina

+ info:

Colegio Andolina

¡Comparte con tus amigos y familiares!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *